Usted está aquí

Artículo 18 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

Tipo: 

Un abuelo habla de su dios y para hacerlo utiliza palabras amables. Su nieto lo escucha e imagina
a ese dios de trigo, ese dios de sol, ese dios de lana, tejido con el paisaje dónde jugaba su abuelo, cuando al igual que él, era un niño. Y ambos le dan las gracias. Por el día, por el cielo, por estar juntos.
Una abuela habla de su dios y para hacerlo utiliza una canción que le enseñó su madre. Su nieta la escucha e imagina a ese dios de agua, ese dios de nube, ese dios de espuma, que nació del mar en el que su abuela se bañaba, cuando al igual que ella, era una niña. Y ambas le dan las gracias. Por la noche, por las estrellas, por estar juntas.
Un dios de trigo, un dios de agua. Ambos amables, ambos buenos.

"Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia"