Usted está aquí

Jorge D'Orival Briceño

Jorge D’Orival Briceño

Jorge era veterinario, tenía 26 años y un hijo de dos meses. Fue detenido el 31 de octubre de 1974 por personal de la DINA desde la casa de los padres de su mujer, Antonieta Rubio, en la comuna de Conchali. Buscaban también a Agustín, su hermano, quien era entonces funcionario de la Policía de Investigaciones. Pocos días después, el agente Osvaldo Romo junto a otros, vuelve a esa casa trayendo al detenido. Antonieta puede comprobar que Jorge había sido duramente torturado; le permiten bañarse, sólo puede tomar un vaso de leche y se despide tomando en brazos a su pequeño hijo. Otro día, siempre buscando a su hermano Agustín, lo llevan a casa de sus padres donde Carmen Rosa Briceño, su madre, también puede comprobar las huellas de las torturas en su hijo.
Su familia no lo volvió a ver. Testigos corroboran su paso por los cuarteles de José Domingo Cañas y Cuatro Alamos. Destacan su buen ánimo a pesar de sus graves heridas y de la certeza que tenía de que no saldría vivo.