Usted está aquí

Los 8 de Valparaíso

 

Los 8 de Valparaíso

Enero de 1975 fue un mes trágico para la región de Valparaíso; ocho jóvenes chilenos fueron detenidos y luego desaparecidos  por los servicios de seguridad de la dictadura: Sonia Ríos Pacheco (30), Fabián Ibarra Córdova (27), Horacio Carabantes Olivares (21), Carlos Rioseco Espinoza (26), Alfredo García Vega (30), María Isabel Gutiérrez Martínez (26), Abel Vilches Figueroa (27) y  Elías Villar Quijón, de 19 años.

El Teniente de Ejército Fernando Laureani, junto con otros agentes de la agrupación Vampiro de la Dirección Nacional de Inteligencia (DINA), fueron enviados desde Santiago para realizar las detenciones para lo cual contaron con el apoyo del Servicio de Inteligencia del Regimiento de Infantería Nº 2 “Maipo”. Allí fueron llevadas, interrogadas, torturadas y encerradas un número indeterminado de personas. Algunos fueron trasladados hasta el Cuartel “Almirante Alberto Silva Palma”; el resto, unos 20, fueron conducidos en camionetas frigoríficas de la “Pesquera Arauco” hasta el recinto de detención de Villa Grimaldi en Santiago. Muchos testigos los vieron en ese lugar, específicamente en el lugar de torturas llamado “La Torre”. El 20 de febrero, numerosos testigos vieron  cómo Carlos, Alfredo, Abel, Elías, María Isabel, Sonia, Fabián y Horacio eran sacados del centro de reclusión. Nunca más fueron vistos.

Entre ellos había algunas parejas comenzando su vida, como Sonia y Fabián; María Isabel Gutiérrez fue detenida junto a su novio Hernán Brain, quien también fue llevado a Villa Grimaldi y sobrevivió a la detención. Horacio Carabantes también fue detenido junto con su esposa Liliana Castillo y su hija Lilian de 2 años. Liliana se encontraba embarazada, su parto fue inducido y nacieron sus hijas gemelas en la enfermería del regimiento. Horacio alcanzó a conocerlas y a despedirse de su pareja y de su hija mayor.